Educación asistida con animales para mejorar la calidad de vida de los niños con diversidad funcional

La Educación Asistida con Animales (EAA) consiste en integrar la ayuda de un animal en las intervenciones (normalmente un perro) con el fin de mejorar las funciones físicas, cognitivas, emocionales y relacionales de las personas tratadas. Sus beneficios son tantos y tan variados que hacen que pueda utilizarse con prácticamente cualquier persona o colectivo que presente necesidades especiales, como personas en riesgo de exclusión social, con trastornos alimentarios, diversidad funcional, mujeres víctimas de violencia de género, entre muchos otros, y siempre bajo el control de un profesional de la salud o de la educación.

Imagen de una cría de perro
Imagen de una cría de perro

En esta línea, la Oficina de Intervención Asistida con Animales de la URJC ha lanzado un proyecto piloto de EAA dirigido a niños de entre 3 y 12 años con diversidades funcionales tanto físicas como intelectuales. El programa, cuyo nombre es “Un perro, un niño feliz”, ha sido evaluado muy favorablemente gracias a las mejoras en el desarrollo psicomotor, social y cognitivo de los niños en tan solo doce sesiones, potenciando su desarrollo motor y emocional, la interacción social y la expresión lingüística de los menores. “Estos beneficios se pueden lograr a través de una experiencia agradable y motivadora, especialmente importante en los niños y, en particular, en aquellos con diversidades funcionales severas y múltiples que generalmente reciben numerosos tratamientos del servicio de salud”, explica Daniel Collado, investigador de la Oficina de Intervención Asistida por Animales de la URJC.

Por tanto, este tipo de intervenciones pueden conseguir que los pequeños alcancen su desarrollo motor máximo, en un ambiente lúdico y lleno de estímulos que les ayude a fomentar su autonomía personal, impulsando también su motricidad gruesa. Creando lazos con los animales se mejora la autoestima y las capacidades individuales de los menores, algo esencial teniendo en cuenta que estas intervenciones están enfocadas en diversidades funcionales graves y múltiples y con la base de la propia complejidad de la diversidad funcional infantil.

Personalmente, me parece una gran iniciativa. ¿A vosotros no?


Si quieres saber más sobre esta noticia y otras similares, no dudes en pasarte por La Fosa Berete a darte un baño con nosotros...

Publicar un comentario

0 Comentarios