Receta: Palitos de queso y orégano

AVISO:


ESTAS RECETAS NO SÓN MÁS QUE ADAPTACIONES DE RECETAS SACADAS DE INTERNET (NINGUNA ES DE MI PROPIEDAD)


Hoy os traigo un aperitivo sano, aunque es bastante más complicado de elaborar de otras recetas que os he traído.


Fotografía de los palitos de queso


PREPARACIÓN: 2 HORAS Y MEDÍA APROX.

PARA: 2 PERSONAS (aprox.)

INGREDIENTES:
  • 250 g de harina de trigo todo uso
  • 1 Cucharadita de levadura
  • 125 ml de agua
  • 3 Cucharadas de aceite (preferiblemente de oliva)
  • 1 Cucharadita de sal rosa
  • 1 Cucharadita de azúcar
  • 2 Cucharadas de orégano molido
  • 100 grs. de queso parmesano rallado (yo prefiero el Gorgonzola).
  • Aceitunas sin hueso

PREPARACIÓN:
  • Precalentamos el horno a 200ºC 15 minutos antes de hornear.
  • Disolvemos la levadura en el agua tibia y añadimos el azúcar. Dejamos reposar esta mezcla por espacio de 10 minutos.
  • En un recipiente aparte, tamizamos la harina y le añadimos la sal, el aceite, y el agua tibia con la levadura e integramos.
  • Volcamos la mezcla sobre una mesa o tabla enharinada y amasamos hasta obtener una masa que se desprenda fácilmente de la superficie.
  • Colocamos la masa en un recipiente, lo tapamos con un paño de cocina húmedo y lo dejamos en un lugar templado. Por unos 20 minutos.
  • Luego, colocamos la masa sobre la mesa, la aplastamos y comenzamos a estirarla con un rodillo hasta obtener el espesor deseado.
  • Espolvoreamos con un poco de orégano y queso parmesano rallado y añadimos unas aceitunas troceadas, luego le pasamos por encima el rodillo para ayudar a que estos se integren a la masa.
  • Cortamos finas tiras y formamos los palitos del tamaño que queramos.
  • Colocamos un poco de manteca en unas bandejas para horno y distribuimos los palitos de pan dejando una separación de 1 cm entre cada uno.
  • Una vez llena la bandeja, pincelamos los palitos con la ayuda de una brocha con aceite y dejamos que se reposen tapados durante unos 30 minutos.
  • Llevamos los palitos al horno por espacio de 12-15 minutos o hasta que veamos que están dorados. Podemos acompañar estos deliciosos palitos de queso y orégano con un poco de salsa de tomate o alguna salsa de nuestra preferencia. Personalmente a mi me gusta acompañarlos de una cerveza (pero esto ya es cuestión de gustos).

Y a disfrutar...!!

Publicar un comentario

2 Comentarios

  1. En casa nos encanta el Parmeggiano, creo que la próxima vez que vayamos a la charcutería vamos a pillar una buena cuña... ¡menudo pica a pica!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cuestión de probar...es sano, al menos más sano que las típicas "chuminadas" que venden empaquetadas...

      Eliminar