Sólo el 34,5% de la población con diversidad funcional es profesionalmente activa

Estos días, no todo va a ser Coronavirus ¿no os parece?, Resulta que en nuestra sociedad se habla mucho de inclusión, se ha vuelto un tema recurrente, sin embargo la realidad que reflejan los datos oficiales es bien distinta. Y es que sólo el 34,5% de la población con diversidad funcional en edad de trabajar eran activos, es decir, 654.600 personas de un total de 1.899.800 personas, según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE) correspondientes a 2018.


Fotografía de una persona con diversidad funcional trabajando


La Confederación Nacional de Centros Especiales de Empleo (Conacee) ha destacado que sólo un 15,6% de las personas con diversidad funcional ocupadas en 2018 eran trabajadores por cuenta propia, los restantes 434.000 eran trabajadores asalariados. De estos últimos, 282.700 eran asalariados en centros ordinarios, mientras el resto (151.300) trabajaba en Centros Especiales de Empleo (CEE) o eran funcionarios que cotizan a las mutualidades del Estado.

Cifras que muestran una tasa de actividad 43,1 puntos inferior a la de la población sin discapacidad. Por su parte, la tasa de paro del colectivo con capacidades diferentes se situó en el 25,2%, un punto menos respecto a 2017, pero 10,1 puntos superior a la del resto de la población. Datos que vuelven a evidenciar la baja participación del colectivo con diversidad funcional en el mercado laboral español, pese a que el derecho al trabajo es un derecho fundamental. Queda mucho por hacer. ¿No os parece?

Publicar un comentario

0 Comentarios