Crean un vendaje inteligente que detecta infecciones y libera medicamentos

Resulta que científicos chinos (si, habéis leído bien, los mismos que no son capaces de solucionar el problema del coronavirus) han desarrollado un nuevo tipo de vendaje inteligente que puede indicar, a través de colores, el tipo de infección bacteriana que está protegiendo y liberar el medicamento adecuado.

Con este invento, los científicos esperan poder luchar contra la resistencia a los antibióticos, así como curar las heridas más rápidamente. El vendaje cuenta, al igual que un semáforo, con tres colores diferentes. Este mecanismo de cambio de color es posible gracias a los productos químicos incorporados en el vendaje.Así, verde significa que no hay bacterias o una baja concentración de bacterias; amarillo es que detecta bacterias sensibles a los medicamentos que responden a los antibióticos estándar (y que provoca la liberación de antibióticos), y rojo significa que la herida es resistente a los medicamentos y que necesita ayuda adicional para aniquilar a las bacterias. Cuanto más intenso sea esta última tonalidad, mayor será la concentración de bacterias.


Los antibióticos se liberan tan pronto como se detecta la infección y, como el vendaje también señala la resistencia a los antibióticos, se pueden aplicar tratamientos adicionales antes de que las bacterias tengan la oportunidad de mutar y defenderse aún más. Según nos cuenta Science Alert, también contiene un material que reacciona a la luz brillante liberando especies reactivas de oxígeno (ROS), moléculas que causan un gran daño a los microbios, matándolos o debilitándolos para que los antibióticos los eliminen. Este apósito para heridas se puede transportar y distribuir fácilmente y ataca a las bacterias de inmediato, sin necesidad de ningún equipo o personal especial. Al mismo tiempo, no hay que esperar un tratamiento médico, ya que la venda puede aplicar el tipo correcto de medicamentos lo antes posible. Además, la persona que lleva el vendaje recibe información en tiempo real sobre lo que está sucediendo con la infección o si esta no existe.

Por el momento, solo se han hecho una serie de pruebas en ratones que tenían infecciones de E. coli sensibles o resistentes a los medicamentos, pero se trata de un dispositivo con mucho potencial, ¿no os parece?

Publicar un comentario

0 Comentarios