Premian el talento de un bailarín valenciano con sordera

El Consejo Superior de Deportes (CSD), ColaCao y la Fundación Deporte Joven han entregado una de sus `Becas Vamos´ a Iván Navarro -un bailarín valenciano con sordera- y a todo su equipo del Club Real Deportivo Hermanos Agramunt. Este niño de 16 años pese a las dificultades está a la altura de los mejores bailarines del país y es que fue proclamado subcampeón de baile deportivo de la Comunidad Valenciana en 2018. Por ello, se trasladará unos días a Madrid para entrenar en las clases de preparación previas al espectáculo con los protagonistas del musical de éxito del momento: Billy Elliot.


La lección de vida que transmite Iván es clara: no hay barreras que no se puedan romper trabajando duro y de forma constante todos los días. Y es que este joven de 16 años nació con sordera total, un caso que se diagnostica a 3 de cada 1.000 niños. Tras varias operaciones para colocarle unos implantes cocleares y años de logopedas, el joven consiguió escuchar y aprendió a hablar con fluidez.

El haber nacido sin las mismas posibilidades que un niño con capacidad auditiva plena no supuso ningún freno para desarrollar su gran pasión: el baile. Es por ello, que a los 9 años sus padres decidieron apuntarle a las clases, donde rápidamente supo que había encontrado su lugar.La fundadora del Club Real Deportivo Hermanos Agramunt, Aida, ha explicado que “el baile es un deporte universal donde todo el mundo es bienvenido”. Por ello, aunque Iván lleve implantes nadie lo ha visto distinto, ya que es “un compañero más y un bailarín con un talento y espíritu únicos”.

Una gran historia la de este chaval. Aunque tengo claro que no es el único, pero merece todo mi respeto, por la de trabajo y dedicación que dedica a bailar.

Publicar un comentario

0 Comentarios